¿A dónde vamos como seres humanos?

En estas circunstancias complejas y difíciles que nos encontramos, todavía hay alguna brizna de esperanza en este mundo de locura trascendente.  Ayer asistí, en la biblioteca Joan Oliver en el barrio de Sant Antoni, a una conferencia sobre el filósofo Husserl con el tema de la relación del conocimiento en relación con la sociedad política- relación del individuo con la sociedad. La conclusión más interesante fue que la autoconciencia y la libertad son los motores de la implicación del individuo en la comunidad política. Otro punto fundamental fue la valoración que hace el ser humano sobre el concepto de valoración de dos ideas morales “fuerza” que se le puedan presentar: el caso de que dichas ideas se enfrente y en función de la propia cosmogonía de ser humano-persona física con capacidad de discernir- optará por una idea u otra. Por ejemplo, cada persona en distintas circunstancias puede elegir entre más libertad o implicación democrática en la comunidad o bien mayor seguridad y control en función de los intereses que su estructura mental aprecie o valore según, como he dicho anteriormente su propia visión del mundo.
Una segunda cuestión que se expuso ayer en la conferencia del profesor Jordi García Quero, es la distinción de tres tipos de individuos: los comprometidos con la sociedad, que poseen un alto altruísmo social e implicación, los fatalistas que desconfian de la libertad humana y son propensos a negar el carácter evolutivo de la sociedad y los cínicos aquellos que contemplan la evolución social y política con absoluta indiferencia, pero una indiferencia activa como muestra de rechazo e incluso de hostilidad al ser humano y con el único objetivo de satisfacer sus propias necesidades sin considerar a las del prójimo. Un tercer punto expuesto.

¿Qué es la ciencia social? y la relación entre la física y la filosofía. La ciencia social es el conjunto de conocimientos orientados a comprender las realidades de la sociedad y el comportamiento de los individuos que integran la sociedad (valga la redundancia) el hombre es un animal social por naturaleza, aun cuando un humano decida aislarse el mundo-irse a una montaña por ejemplo- no rompe completamente sus vínculos ni familiares ni de amistad, se atenuan pero no se extinguen, la capacidad del lenguaje no desaparece en una persona que ha decidido romper con la sociedad. La relación de la ciencia física con la ciencia social (sociología) es de importancia mayúscula. Newton explicó que el movimiento de un cuerpo es producto de una fuerza que le hace de impulso (como la bola de billar que necesita una fuerza suficiente para moverla “el taco”) pero se ha de tener en cuenta que el comportamiento humano no actúa por una fuerza física sino por un conjunto de elementos ético-morales: la libertad entendida como libre albedrio, el egoísmo, el altruísmo, el compromiso etc. La relación ciencia y filosofía fue profunda y pareja desde el siglo VI a JC hasta por lo menos el siglo XIX, en que se produce una lamentable separación, donde incluso se hayan enfrentadas. La actual ciencia acusa a la filosofia de excesivamente abstracta y alejada del método empírico-racionalista, mientras que la filosofía señala que el científico es excesivamente determinista. Ya es hora que ambos saberes vuelvan a confluir y cooperen en esta gran aventura que es el saber humano.

¿Qué son los valores? una gran pregunta, en la actualidad se tiende a equiparar los valores con algo positivo- nada más lejos de la realidad- todo los seres humanos tienen valores en función de la escala partícular de cada uno, cada persona tiene su propia visión del mundo, tanto en las sociedades primitivas como en las más tecnológicamente sofisticadas. Nietzsche transformó radicalmente los valores tradicionales, la compasión debía dar paso al valor “fuerza”, base de la idea del “superhombre nietzschiano”.

¿Acaso no son valores, aunque no lo compartamos? Para concluir, esta conferencia nos ayuda a reflexionar sobre el camino que el hombre ha recorrido y puede seguir recorriendo.

Aldo Mediavilla Sesplugues

 

Anuncis

One thought on “¿A dónde vamos como seres humanos?

  1. Hola.
    Quizá solo con la intención de firmar el libro de visitas a esta pagina, me ocurrió comentar.

    “cada persona en distintas circunstancias puede elegir entre más libertad o implicación democrática en la comunidad”

    Las distintas circunstancias, ahora percatados de el poder de comunicación mundial, del cual nos toco ser parte al compartir esta era; emerge el poder de intuir; tanto libertad, implicación, democracia ( ya no como sombras -(platon-la república-la caverna)), de manera global, universal, o sea, como una “comunidad mundial Humana”.
    Donde la Patria es una sola…– Antes, hoy, por venir.

    Le agradezco el compartir su humanidad, al creador de este blog.

    Un cordial saludo.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s